La inutilidad de algunas discusiones


A las personas nos gusta discutir, para que negarlo, el imponer tu pensamiento y razonamiento, en el caso de que lo haya, al de otra persona, da subidón, te deja el ego bien lustroso y brillante.En twitter es un “must do” que cada día se impone más, llegando a rozar unos limites de matonismo.

Se llegan a unos niveles de discusión, que alcanzan límites que deja de importar el tener o no razón, si es que existe en el tema tratado. Lo que interesa es destruir la credibilidad, por que a la persona no se puede, del oponente dialéctico.

Hay a gente que esto no lo soporta y acaba haciendo uso del “Block”.

Si discutir de casi cualquier cosa ya es difícil a viva voz, uno enfrente del otro, donde nos vemos los gestos, las entonaciones, el énfasis que le ponemos a lo dicho, pues en un medio escrito es aún más complicado.

Si a eso añadimos una limitación de 140 caracteres, no quiero contaros lo mucho que complicamos una discusión.

Pero parece que por lo general, es algo que todos los tuiteros olvidamos cuando “hablamos” o discutimos con alguien.

En toda discusión es necesario escuchar a la otra parte, intentar ponernos en su posición, no para aceptar por que si lo que diga, sino para comprender por que lo dice y por tanto entender mejor lo dicho. Con ello podremos dar una respuesta más adecuada.

Por lo general, una discusión no es eso, es una guerra en la que lanzarse ideas (o insultos, según sea de elocuente el interlocutor), y en muchos casos sin escuchar a la otra persona. Solo estamos pensando en lo siguiente que le vamos a decir, sin atender.

Todo ésto viene por la cantidad de discusiones que está habiendo en los últimos tiempos (será algo de siempre, pero está ocurriendo entre los que yo sigo, de forma más cruenta) en twitter.

Vuelan faltas de respeto por todos lados, bloqueos masivos, enfados, guerrillas, bandos,… Si no les conociera, diría que tienen 12 años y han entrado de lleno en la adolescencia, con todas las hormonas alborotadas.

Intentar coincidir con el resto de la gente al 100% en todo el pensamiento es imposible, y los tuiteros pretenden eso, un pensamiento único, plano y por supuesto en linea con el suyo propio, que para eso es el bueno.

Yo lo siento, pero no voy a entrar en ese juego, yo se como veo las cosas, escucho al resto para ver que me aportan, y en muchos casos ayudan a modelar mi pensamiento.

Pero no espero que todos vean las cosas como yo, ni voy a dejar de seguir a alguien por que se haya peleado con otro tuitero que conozco o haya tenido un momento monguer pasajero, todos tenemos derecho a meter la pata hasta el fondo de vez en cuando, y ahí está lo difícil, admitir ese momento monguer.

Mis criterios de seguimiento son otros, y no se los voy a exigir a nadie, ni espero que nadie me exija aplicar los suyos.

Tampoco espero que me pidáis que tome parte por uno de los bandos y me posicione en un enfrentamiento entre dos tuiteros, por que igual a ninguno de los dos lados les gusta lo que opino de la discusión y sobre todo por que no se lo que realmente han querido decir y releyendo los tuits no siempre uno se aclara.

Calma y empatía, haced más uso de ello, veréis que las cosas salen mejor y estáis más contentos.

* Publicado con prisas y sin revisar (puede haber incoherencias y faltas ortográficas)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s